Lili es una fotógrafa en Bogotá, Colombia, que sigue nuestro trabajo desde hace tiempo, digamos que es una de nuestras fans más fieles, jeje. Cuando contacta conmigo para su boda ella pensaba que era prácticamente imposible hacernos venir desde España,  pero aún así no se lo pensó 2 veces y me lo propuso…no tenía nada que perder y mucho que ganar.

Y sí, me dijo que no sería una boda en un exclusivo resort de lujo en una isla privada, cierto, jeje, y que ellos tampoco son Barbie y Kent ( como tampoco lo soy yo, juás!! ) , pero que les encantaba nuestra visión y cómo captábamos los sentimientos de forma especial en todo tipo de bodas o eventos, y sería algo así como un sueño hecho realidad que pudiéramos fotografiarla. Ufff!!! Obviamente siempre emociona que te digan éstas cosas desde más de 10000 kms de distancia.

Yo sólo les pedí una cosa : que me contaran un poco su historia de amor, y si de verdad se quieren ( y mucho 😉 )… pues yo quería contarla con mis imágenes, claro que sí!!,  y ya encontraríamos la manera de financiar una parte de la aventura. Así que ni corto ni perezoso organizamos un pequeño workshop en Bogotá, … y se enteraron en Chile, y montamos otro en Viña del Mar…y se enteraron en Perú, y montamos otro en Lima…jajaja, así que lo que empezó con un proposición con ciertas dudas acabó siendo un pequeño tour americano que podríamos llamar “Tres Workshops y una Boda”.

A mi me encanta viajar, y aunque fue todo recién llegado de China ( apenas 6 horas en casa para dar un beso a Esther y los niños 😬 )  y ciertamente acabé exhausto…lo volvería a hacer con los ojos cerrados.

En mis talleres siempre explico que no hay excusa para contar con buenas imágenes cualquier historia, no hace falta que sea en un recóndito lugar de puro lujo, es más, les digo, en realidad, que es en éstas bodas más “normales” donde podemos poner a prueba nuestra capacidad real de capturar momentos, emociones, de componer siempre con un propósito y contar una bella historia…no hay excusa, no señor, les digo, el Amor es universal, y La Fotografía, también…y es en esas ocasiones que yo disfruto especialmente el reto.

Muchísimas gracias Lili & Juán. Vuestro amor es muy auténtico. Lo sentí, lo viví…y lo capturé. Gracias de todo corazón por proponerme tal privilegio, por vuestra hospitalidad y todos los esfuerzos para que fuera posible. Gracias.

Aquí una pequeña muestra del extenso reportaje que pude entregarles. Aunque éstas son todas imágenes mías, he de agradecer de corazón a María Margarita Casas, una fotógrafa y ceramista que asistió al taller Reset en Bogotá su estimable ayuda y el buen trabajo que hizo asistiéndome para la boda.

Clica en cualquier imagen para verlo tipo slideshow.

Todas las fotografías por Natan Sans.


SHARE
COMMENTS

Espectacular Natan!!! Quin tros de reportatge tan ben fet! Brutal com sempre i captant les emocions com ningú. Enhorabona!

Maravillosa experiencia en todo sentido este Matri, como siempre tu reportaje impecable, cálido, natural y amoroso sobretodo… Ahora me complace decirlo porque lo viví en lo humano y en lo profesional en vivo y en directo. Siempre agradecida con este regalo de vida que fue el compartir estos momentos al lado de quién admiras en todo sentido.
Hermoso trabajo Natan…
Eternos agradecimientos…

Lili!!! todo hermoso ! esas fotos reflejan cada instante y emociones, de verdad te felicito de corazón y deseo mucha felicidad en tu vida.

Que locura!!! Jajaj!!! Pensé que ibas a morir después de todo😱 menos mal sobreviviste jajaj!! Sino Esther me va a pegar!😳Hasta la próxima locura máster sans!🦄🌈😉✌🏽